Mi experiencia con la dieta cetogénica

Mi experiencia con la dieta cetogénica

Si estás leyendo esto quizás es porque al igual que yo hace 2 años, estás buscando un estilo de vida más saludable.

Aún recuerdo el momento cuando le dije a mi esposo que quería cambiar mis hábitos alimenticios a unos más saludables. Recuerdo haberle dicho “estoy cansada de sentirme mal todo el tiempo, estoy cansada de sentirme incómoda con la ropa que me pongo y sobre todo de no gustarme más al verme al espejo.” Este fue un momento muy duro, pero al mismo tiempo demasiado liberador.

Esto justamente fue regresando de una boda a la que nos habían invitado y después de haber visto cómo me veía en una foto que nos habían tomado, que por cierto, me cayó como un balde de agua helada, ya que no me reconocía en lo absoluto y justamente allí supe que tenia que hacer algo al respecto. Además de interminables llamadas de atención de parte de mi médico, ya que para mis 25 casi 26 años, estaba empezando a tener problemas de salud, el cabello se me caía, las uñas las tenía muy débiles, sufría de migrañas que hacían que no me quisiera mover por el dolor y además poco a poco empezaba a subir de peso.

Aquí entre nos, lo que más me impactó fue el haber subido de peso, ya que siempre había sido una persona delgada, o más bien, una “flaca gorda” porque nunca le había prestado atención a mi salud a pesar de llevar una muy mala alimentación, ya que para mi, el ser delgada era sinónimo de ser saludable. Obviamente estaba muy equivocada.

Después de haber tomado la decisión de cambiar mis hábitos por unos más saludables, empecé a buscar información. En mi búsqueda me encontré con varias opciones, aunque ninguna me llamaba la atención, ya que la gran mayoría estaba basada en el conteo de calorías y algunas otras incluían el consumo de productos mágicos de los cuales dudo mucho me hubieran ayudado. Hasta después de una intensa búsqueda me tope con un artículo que hablaba sobre la dieta cetogénica y sus beneficios. Fue justamente allí donde comenzó todo.

Empecé a investigar más sobre el tema y para mi era realmente fascinante aprender más sobre la cetosis y su función en nuestro cuerpo. Un libro que me ayudó mucho a entender más a fondo sobre la dieta cetogénica fue el libro llamado “La dieta Keto: Reinicia tu metabolismo en 21 días y quema grasa de forma definitiva” de Mark Sisson. Este es un libro que definitivamente te ayudará a empezar con este estilo de vida y sobre todo que te ayudará a comprender muchas cosas de una manera más sencilla.

Mi experiencia con keto

Una vez teniendo en mis manos toda la información que necesitaba para empezar a cambiar mis hábitos por unos más saludables, decidí pasar de la teoría a la práctica. Algo que no fue fácil hacer, ya que siempre existía el miedo al cambio, pero sobre todo el miedo a cometer errores y no obtener los resultados que quería. Así que decidí abrir mi página de Instagram @soycetogenica, para así formar parte de una comunidad, aprender de la experiencia personal de otros que ya llevaban más tiempo en este estilo de vida, pero sobre todo para compartir mi proceso de cambio con otros que posiblemente también necesitaban de un empujoncito para poder empezar. Así que decidí ponerme un reto personal de 90 días, el cual prácticamente consistía en llevar una dieta cetogénica estricta, contar macros, hacer ejercicio para así lograr bajar los 8 kilos que tenia de mas.

Al principio, la idea era solo bajar de peso, porque como tu bien sabes, nadie quiere estar a dieta de por vida, pero conforme iban pasando los días, era realmente increíble como mi cuerpo empezaba a mostrar cambios físicos como la pérdida de líquidos retenidos y la desinflamación, así como también los cambios internos, me sentía de mejor humor y con demasiada energía. 

Aunque durante los 90 días de mi reto personal hubo cosas buenas, también hubo cosas malas, cometí errores de los cuales tuve que aprender, me estanque y tuve que hacer cambios en mi alimentación para poder seguir bajando de peso y hubo momentos de mucha frustración y que casi me hacían rendirme, pero nada que no pudiera tomarse en cuenta como aprendizaje.

90 dias en keto

Con todas esas altas y bajas, logre cumplir los 90 días de mi reto personal con resultados realmente sorprendentes y que en algún momento creí que no iba a lograr. Además de haber logrado bajar los 8 kilos de más, para mi lo realmente sorprendente fue lo bien que me sentia, que durante esos 90 días no había padecido de ninguna migraña y que poco a poco me iba aceptando nuevamente lo que hizo que cambiara la manera de cómo me veía en el espejo. Todo esto me hizo reconsiderar y seguir adelante con esta dieta como un estilo de vida, entendiendo que no se trataba del peso que habia perdido, sino de la salud que habia ganado.